Esto, no me pertenece. ¡Desintoxica tu vida!

This does not belong to me. Detox your life!

      He sabido desde hace algún tiempo que cargamos energías negativas que no son
 parte de nosotros. En cada momento, se que puedo aceptar o rechazar 
algo que sucede en mi camino. Varias veces mis profesores de yoga me han dicho 
que no debemos aceptar viejas energías o estructuras y
 formas de pensar que han sido impuestas en nuestra vida.

Me desperté de un sueño, siendo consciente de lo que había a mi alrededor y en cuestión de segundos un pensamiento llego a mi mente:
 “aquí hay cosas que no me pertenecen”. Tanto en el sueño como en la
 habitación, supe que habían muchas cosas que soltar y dejar ir.

Tengo claro que, aunque de diferente manera, estamos siempre procesando viejas formas de ser. Creo que es parte de la experiencia humana. Sin embargo, en el momento en el que dejamos ir cualquier atadura o 
conexión inconsciente a esas formas de pensamiento negativo, 
iniciamos y activamos un rumbo con mas libertad. Desde esa mañana que desperté del sueño, he empezado hacer mis propios programas de 
Detox para así, desintoxicar cualquier cosa material o pensamiento que
 bajo mi único y propio criterio, sepa que ya NO me pertenece.

Desde aquel despertar, me digo un par de veces al día: “Declaro que 
esto ya no es mío”.  Así, aunque no lo sintamos enseguida, esa frase 
esta haciendo que nuestro día y nuestro entorno cambie a una energía
mas positiva.

I have known for some time that negative or challenging energies are 
not part of us. At any given moment, I can choose to accept or reject
something into my life, and I have often been told by my teachers that
we do not have to accept old energy and thought patterns into our
lives. I awoke from a dream enough to become aware of my surroundings and the thought entered my mind: “This does not belong to me anymore.” There
 were a lot of things to let it go. I am clear that we are all at various times processing old ways of being. I believe it is part of the human experience. However, I am
 also clear that the moment we decide to let go of any attachment or
 unconscious connection to these thought forms, we initiate and
 activate our freedom path. In that way, since that morning I have been practicing my own way to Detox my life from any thought or materialthing that I believe…it does not belong to me anymore.

Since the day I woke up from that dream, I repeat myself daily: “I
 Declare, in this moment, “This feeling or emotion does not belong to
 me.” You may not feel the shift right away, but please know that this simple phrase is gently chipping away at the non-supportive energy.

 

 

En la filosofía yogica, la vida, el camino y la rutina diaria van 
reñidos a un constante cambio y a una constante “renuncia” de cosas 
materiales, pensamientos, emociones, antiguos patrones de conducta y 
un inmenso etcétera, que no nos ayude a avanzar y nos paralice la
 mente y el cuerpo.  Para un yogi, los procesos de desintoxicación del
 cuerpo y entorno son algo que una vez aprendido y entendido la
 importancia, se convierte en algo necesario en el día a día. Vivimos
en una sociedad donde el desapego a lo material cuesta tanto como el
 desapego a los seres vivos. Resulta muy difícil dejar todo lo que
 socialmente has aprendido y adquirido desde tu infancia, pero también 
invito a pensar que muchas de esas adquisiciones no nos son útiles ni 
beneficiosas para una vida mas plena.

El vivir en una de las ciudades mas grandes y cosmopolitas del mundo
 me ha hecho ver la preciosa (aunque también dañada) simplicidad de mi 
pequeña isla y darme cuenta de lo intoxicado que esta casi todo lo que
 esta a nuestro alrededor.

 Así que, he decidido hacer de este post un pequeño “manual” de 
desintoxicación en nuestras vidas y en la medida de lo posible
 eliminar todo eso que ya no nos pertenece.

 

Empezamos…

Como ya dije en un antiguo post, el vehículo, instrumento y templo de
un yogi es el cuerpo humano, así que nuestro primer intento de 
desintoxicación lo haremos hacia nuestro cuerpo.

 


Detox 1! De dentro hacia fuera


Nuestro cuerpo se mantiene fuerte, sano, débil, delicado, cansado, más 
pesado o más delgado, con más o menos enzimas, con más o menos
radicales libres, debido casi a un 90% de lo que ingerimos (dato sacado de 
últimos estudios), es decir, debido a lo que comemos, bebemos y respiramos.

Aspecto fundamental a
comprender: el cuerpo se limpia de dentro hacia fuera. Podemos tener
 una ropa estupenda, un maquillaje bestial y unos accesorios para
arreglar el pelo de lo ultimo en el mercado PERO, si nuestra piel esta 
seca o dañada, nuestro cuerpo esta cansado y sin energía, y el pelo
 esta fino, seco y estropeado… podrás seguir gastándote mucho 
dinero al mes (cada vez más), que aun así, seguirás teniendo 
el mismo aspecto que Cruela de Vil en 101 Dalmatas!!

 

1.1 Limpieza y cambio de varios de tus actos diarios

-Intenta eliminar el alcohol, el tabaco, el azúcar refinado, el exceso de carne en la dieta, leche y embutidos. Un cuerpo al que no se le ingiera ninguno de los alimentos que acabo de mencionar estará considerablemente más sano que uno al que día tras día tenga que digerirlos. El agua, es parte fundamental del plan de desintoxicación. Comer los alimentos lo más fresco posible ya que lo principal cuando hacemos un Detox es evitar los químicos, cualquier comida precocinada, precalentada o alterada genéticamente, hay que erradicarla por completo durante el Detox plan.

 

Detox  2! El cuerpo físico

Una vez que estemos cuidando lo que el cuerpo esta procesando por dentro, es hora de cuidarlo por fuera. Con esto, no quiero hacer referencia a moldearlo con un músculo más o uno menos ni con un tono de piel más oscuro o más claro. Nuestro vehículo necesita hidratación, mantenimiento, limpieza, excreción de toxinas y sobre todo mucho mimo. En el plan Detox también es recomendado usar cremas y productos naturales para que la regeneración y absorción de la piel tenga los menos químicos posibles. Para el pelo, una vez que tengamos la alimentación correcta, brillará por sí mismo pero una ayudita mientras eso se consigue son las mascarillas caseras.

 

Detox 3!  Tu hogar

Una rutina diaria que hago cada vez que entro y salgo de casa es quitarme los zapatos. No es tanto una cuestión de limpieza (que también es importante), sino aprender a diferenciar la zona de “mi espacio limpio, donde descanso” de cualquier otro lugar externo.

Al andar descalzos por nuestro espacio, podemos sentir nuestro suelo y tener mejor contacto con ese espacio del mundo al que llamamos hogar. La energía que irradia la planta de los pies es enorme, dejémosla salir y expandirse por la tierra.

Al mismo tiempo que limpiamos nuestro hogar de polvo, lo barremos y le damos buen olor, mucho más de vez en cuando de lo que lo hacemos, deberíamos hacer Detox de todo aquello que ya no usamos o necesitamos y no tanto de aquello que ya no queremos. El acúmulo de materiales inútiles sólo por el simple hecho de “tengo” nos hace inconscientemente aplicar el mismo patrón al resto de nuestra vida. Abre el ropero, los cajones, esas habitaciones semi olvidadas y empieza a separar lo que ya no te pertenece, ni necesitas, ni es tuyo.  ¡Despréndete de cosas! Recuerda, esto es un Detox.

 

Detox 4! Desintoxica tus pensamientos.

La negatividad es la emoción que nos hace estar más cansados. Un libro de la escritora Gabrielle Berstein habla exclusivamente de cómo la negatividad disminuye nuestra energía a niveles que sólo el ser humano que lo sufre puede llegar a comprender. Afecta a nuestras experiencias y nos incrusta una errónea idea de lo que nuestro entorno realmente es. Está comprobado que las personas negativas enferman antes y más gravemente que las personas positivas y optimistas. La negatividad es la toxina más dañina autoimpuesta por el ser humano hacia sí mismo y su entorno.

Descansa. Medita. Aplica el “slow motion” a tu cerebro y calmarás los más destructivos y angustiosos pensamientos que puedas tener.

Sé razonable y aplica la ley de dar gracias cuando tengas o sientas que quieres hacerlo. Desintoxícate también de la no muy productiva idea de: “tengo que darle las gracias por aquello que paso el año pasado”. La gratitud nos ayuda a calmar el estrés, a disminuir la negatividad y a aceptar que lo que los demás hacen, también merece un gracias.

 

Detox 5! Desintoxica tu estilo de vida y tu mundo.

Tómate un respiro de todo aquello que tenga que ver con la información a primera hora, comunicación externa, noticias devastadoras, crisis… date un respiro  a todo eso que te causa estrés desde por la mañana y… apaga todo. Intenta incrementar las horas que pasas con tu mundo interior antes de que sea demasiado tarde y eso que aún llamas “lo exterior” corrompan el interior.

El último detox que haremos en esta “dieta social” será el de desintoxicar tu mundo de aquellas personas que nos transmiten negatividad, malas energías y como bien dice el título de este post; ya no nos pertenecen. Rodéate de personas positivas que aumenten tu campo energético y te ayuden, junto con la suya, a aumentar tu luz interior de tal manera que cuando llegues a casa y te quites los zapatos seas capaz de irradiarla por todo tu hogar.

photo-27

 photo-26

 

¿Empiezas tu Detox?

2 thoughts on “This does not belong to me… Detox your life!

  1. “Alejado el hombre de la naturaleza progresivamente pierde su salud.” (Manuel Lezaeta) Mi detox básico es el campo, que no alcampo. 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website

tres + veinte =